Boca le ganó 3-1 a Racing en la noche de La Bombonera y se quedó con un clásico muy caliente. Era un partido importante para que ambos cortaran una racha de cuatro encuentros sin triunfos. Los goles del local fueron convertidos por Martín Payero, Guillermo Fernández y Miguel Merentiel. Había descontado Nicolás Reniero para la visita.

Fue un partido que se dividió en dos tiempos y en el primero, el local fue ampliamente superior con un comienzo superlativo. Ya a los 3′, Boca se puso en ventaja gracias a una pelota parada e imponía una supremacía en el encuentro. Luego de un corner con varios toques dentro del área, el balón le quedó a Payero y remató al arco con el borde externo. Antes de ingresar, rebotó en Facundo Mura que no pudo evitar el 1-0 del «Xeneize».

Racing intentó levantarse, pero Boca siguió adelante con su superioridad en el clásico y aprovechó esto para ponerse en ventaja por dos goles. Esta vez, tras una buena jugada de Luis Advíncula por derecha, que envió un centro para el ingreso de Luis Vázquez. Sin embargo, el balón le quedó a «Pol» Fernández que remató con su derecha y puso el 2-0.

A partir de allí, Boca dominó y estuvo cerca de convertir el tercer tanto en un partido que a Racing no le sentaba para nada bien. El descontento era tal para los visitantes, que de hecho no lograron avanzar en el campo, a pesar de la poca efectividad del «Xeneize» para llegar al tercero. Así las cosas, el trámite se fue con el local arriba 2-0.

La segunda mitad, sin embargo, fue completamente distinta y tuvo a Racing dominante y con empuje en busca del descuento. Esto, llevó a un juego cortado y con chances para ambos, pero un transcurso un poco más parejo. Además, se veía que la fricción se hacía presente y los enfrentamientos entre los jugadores se daban constantemente.

Por esto, alrededor de la hora de partido se dio una trifulca. La misma, fue empezada por Gonzalo Piovi y Luis Vázquez, que se trenzaron y el lateral de Racing reaccionó contra el delantero de Boca. Debido a esto, intervinieron varios jugadores de ambos equipos y Andrés Merlos decidido la expulsión de dos de ellos. En una decisión discutible, el árbitro expulsó a Payero y Juan Nardoni con roja directa.

Con el partido 10 contra 10, Racing avanzó en el campo, pero no lograba abatir una defensa muy cerrada de Boca que estaba cómodo con la ventaja y no corría peligro en el marcador. Aún así, un gran envío frontal de Matías Rojas, fue mal defendido por los locales y derivó en Reniero. El ex Argentinos controló y definió de gran forma por encima de Sergio Romero que no pudo hacer nada para evitar el descuento visitante.

Faltaban 20 minutos de un clásico apasionante, por lo caliente y lo que quedaba por disputar. En este lapso, Boca tuvo varias opciones para liquidar el partido gracias a los avances con la velocidad de Sebastián Villa y Advíncula, pero no logró concretarlas. Por el lado de «La Academia», intentó con la tenencia, pero en líneas generales se encontró con una buena defensa de Boca y no supo empatarlo.

Por todo esto, Boca llegó al tercer gol a poco del final. Transitaban 90′, cuando Marcelo Weigandt rechazó un balón de cabeza y el mismo llegó a Merentiel. El uruguayo controló perfectamente y se escapó de la marca de Leonardo Sigali y Emiliano Insúa, con una corrida inmejorable. Ya mano a mano con Gabriel Arias, definió de manera excelente y puso el 3-1 definitivo.

Luego del partido liquidado a favor de Boca, que lo ganaba 3-1 sobre Racing, pocas opciones tuvo la visita para descontar. Pese a los casi 10 minutos de tiempo agregado, el equipo de Jorge Almirón se llevó el partido frente a los de Fernando Gago.

Baltazar Navarro Comini Noticias

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *