Estudiantes le ganó 1-0 a Talleres en el Estadio UNO de La Plata, por la fecha 13 de la Liga Profesional del Fútbol Argentino. Uno de los partidos atractivos de la jornada, fue ganado por el equipo local. El gol fue convertido por Benjamín Rollheiser.

Fue un primer tiempo muy parejo y que con el correr de los minutos se inclinó levemente a favor del local, que buscó dominar. Estudiantes tuvo algo más de posesión y ello lo tradujo en llegadas, incluso con un tanto que no sumó en el marcador. Por el lado de Talleres, intentó neutralizar los ataques de su rival y jugar con avances directos, mediante el manejo del siempre fino Rodrigo Garro.

Estudiantes fue dueño de las chances más claras, con dos que detuvo fácilmente Guido Herrera. La primera de Santiago Ascacibar sobre los 18′ y la segunda, a minutos del final, por parte de Gastón Benedetti que se filtró bien al área, pero su remate al primer palo fue de Herrera.

Cuando transitaban 27′ de partido, Estudiantes se adelantó en el marcador, pero el gol fue anulado. La jugada comenzó con Leonardo Godoy, que bajó una pelota dentro del área y envió un gran centro para la llegada de Mauro Boselli, que anotaba el 1-0. Sin embargo, el árbitro Leandro Rey Hilfer determinó una mano del lateral y el VAR respaldó esta decisión. Fue polémica, ya que Godoy parecía bajarla con el hombro y no con su brazo, pero todo determinó que el empate persistiera.

Luego, hubo pocas acciones destacadas en un encuentro que se marchó 0-0 entre Estudiantes y Talleres al descanso. Ya en el complemento, se esperaba algo más de tenacidad por parte de ambos, en un partido que de entrada prometía mucho. Ya en el complemento, rápidamente se puso en ventaja el local y fue tras una muy buena jugada colectiva.

Santiago Núñez la sacó desde el fondo, con un buen pase para Ascacíbar y el 5 tocó de espaldas para Godoy que estaba abierto sobre la derecha. Luego, el mediocampista se abrió y dejó un gran espacio que supo atacar Rollheiser, para irse mano a mano. Ya dentro del área, el 10 amagó con su cuerpo un tiro al segundo palo, pero sorprendió con un remate al primero y Herrera no pudo realizar una contención eficaz.

A partir de allí, se armó un partido muy parejo con puntos altos en Estudiantes como Luciano Lollo en defensa, Ascacíbar en el centro y Rollheiser activo en los últimos metros. La efectividad le jugó a favor al local, que supo como manejar los tiempos del partido y defender cuándo tuvo que hacerlo en la segunda mitad.

Por todo esto, Talleres no supo cómo avanzar en los últimos metros para complicar a Estudiantes y así la tenencia del equipo cordobés no se tradujo en peligro. Los avances del conjunto cordobés quedaron en intentos de Garro que aportó mucho, pero no llegó a complicar al rival, pese al empuje junto a su equipo.

Así, Estudiantes venció 1-0 a Talleres en La Plata y es el quinto partido consecutivo sin perder, para los de Eduardo Domínguez. Con este resultado, el «Pincha» llegó a 21 unidades en el octavo puesto y la «T» se quedó en la sexta colocación con el mismo puntaje.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *